sábado, 19 de noviembre de 2011

CONTINUA EL PROCESO DE ACOSO Y DERRIBO DE LA ENSEÑANZA PÚBLICA

Los presupuestos de educación para el 2012 siguen el proceso de recortes en la enseñanza pública e incrementando el dinero público destinado a la concertada.
A la hora de analizar los presupuestos es preciso tener muy presente que sobre ellos pesa la losa de los terribles recortes del año 2011 (un 7,99%), el mayor de todo el estado y que con la inflación de este año, un 3,3% en la Rioja, automáticamente quedan recortados también en ese mismo %.
Arrastrando ese tremendo lastre los presupuestos para el 2012 disminuyen nuevamente, a pesar de las reiteradas afirmaciones en contra del Gobierno y de la propia Consejería, en un 2.22%. No se tienen en cuenta, para poder establecer un comparativa fiable, las partidas destinadas a Deportes en el 20011 ni a Turismo en el 2012. Recordemos que ahora la Consejería de denomina de Educación, Cultura y Turismo.
El hachazo más escandaloso lo recibe este año la enseñanza universitaria, que también es enseñanza pública, con un brutal recorte de un 8,86% (1.951.269 €) y la investigación y desarrollo en educación con un 10,9%. También Cultura con recortes de un 28,5% en promoción y cooperación cultural y un 5,6% en museos, archivos y bibliotecas.
Es cierto que las enseñanzas de régimen general sufren un insignificante incremento del 0,76% así como la dotación para personal docente de un 0,81%. Pero lo más importante en un presupuesto no es solamente su montante global sino cómo se distribuye entre las diferentes partidas. En un análisis a fondo y pormenorizado de esas partidas la conclusión es que estos presupuestos suponen un tijeretazo más para la enseñanza pública y un trato de favor, una vez más, a la concertada. Los datos cantan como se comprobar en la Tabla comparativa adjunta.
Las inversiones en nuevas infraestructuras públicas disminuyen en un 14,9% sobre el 46,23% del 2011.
Los gastos de funcionamiento de los centros se recortan nuevamente en un 2,86%. En estos tres últimos ejercicios presupuestarios suponen ya un 22,19%. Si tenemos en cuenta la inflación de los dos últimos años un 27,69%.
Se recortan un 10,9% las ayudas para la formación del profesorado precisamente cuando más se habla de la relevancia del papel del profesor; un 3,1% las ayudas a las APAS sobre las que recae la carga de las actividades extraescolares; un 27,7% las becas para auxiliares de conversación cuando los responsables educativos tanto se llenan la boca con el bilingüismo; un 2,8% los programas de atención a la diversidad y un 21% la partida destinada al mantenimiento de centros.
Mientras la enseñanza pública carga con el peso de todos los recortes se favorece a la concertada aumentando a ésta lo que se recorta a aquella. Se le incrementa la aportación de dinero público en 1.602.785€. Aumentan los conciertos educativos un 2,38%; la ayuda a libros de texto un 15,9%; el programa de gratuidad de libros de texto un 151,9% y se le asignan 185.145€ para Programas de Cualificación Profesional Inicial e Inserción laboral. Así mismo la subvención al bachillerato de los centros privados se mantiene y se incrementa un 33%.
En definitiva, un año más a través de estos presupuestos, el Gobierno Regional y la Consejería de Educación demuestran que gobiernan para la enseñanza concertada y no prestan, como se viene reiteradamente demandando, una atención prioritaria a la enseñanza pública, la de todos y todas.
  Balbuena

No hay comentarios:

Publicar un comentario