viernes, 11 de noviembre de 2011

EL BACHILLERATO DE EXCELENCIA

El bachillerato de excelencia ya cumple más de un mes de vida en Madrid, primera comunidad autónoma en implantarlo de la mano de Esperanza Aguirre.

El procedimiento seguido para ponerlo en marcha y sus condiciones de funcionamiento nos pueden apuntar algunos indicios de por dónde pueden ir los tiros cuando se ponga en funcionamiento aquí, en la Rioja, como tiene previsto hacerlo el Gobierno del PP en esta legislatura. En todo caso conviene conocer algunos datos aunque no sea más que a nivel de información.

Cursan el bachillerato de excelencia en Madrid 101 estudiantes en el IES San Mateo. De ellos el 43% proviene de los institutos públicos, 33% de los centros concertados y 24% de los centros privados de pago. Recordemos que los centros privados representan el 15% de los centros de la comunidad mientras los concertados representan el 33% y los públicos el 52%.

La enseñanza corre a cargo de nueve profesores, más el director del centro, seleccionados por una comisión de expertos presidida por Jon Juaristi ( Director de la Biblioteca Nacional y del Instituto Cervantes en la época de gobierno del PP) sin ninguna convocatoria pública que respetase los criterios de publicidad, mérito y capacidad como habría sido de rigor. Las horas lectivas del profesorado son 12 a la semana, nada que ver con las horas lectivas del resto del profesorado incrementadas de 18 a 20 y que han desatado un conflicto que ya cuenta con 7 días de huelga hasta este momento.

El horario de clases es de mañana y tarde. Por la mañana se imparten las horas lectivas y por la tarde se llevan a cabo actividades de ampliación y refuerzo. Una situación de privilegio, muy diferente al trato que recibe el resto del alumnado, especialmente el de mayores dificultades de aprendizaje que pasa por una situación de progresiva desatención.

Las instalaciones adecuadas al respecto cuentan, entre otros medios, con pizarras digitales en todas las aulas, un laboratorio de Química en pleno funcionamiento y un aula de informática donde cada alumno dispone de su ordenador.

Conclusiones :

El mayor % de estudiantes corresponde a centros privados de pago. Se ha seleccionado el personal docente a dedo y con unas condiciones de excepción. La atención que se proporciona al alumnado es de auténtico privilegio. Aquí no se escatiman medios ni recursos, ni se recorta como en el resto de la enseñanza pública. Cuando hablan de educación de excelencia parece que se refieren a la que se brinda a unos pocos, la que busca y promociona los "talentos" destinados a convertirse en las élites del futuro, aquellos cuya formación mayor rentabilidad tendrá en la sociedad competitiva de mercado. Es la concepción de la educación como una función meramente utilitarista, como un bien individual cuyo valor es básicamente económico, una mercancía a rentabilizar en el mercado de trabajo . Es el neoliberalismo en la educación.

J.A.

No hay comentarios:

Publicar un comentario